Skip to main content

Generar sinergias desde el Trabajo Social

En el ejercicio de cualquier disciplina, como lo es el Trabajo Social, es de suma importancia generar coordinaciones para dar respuesta, de una forma integral, a las necesidades y demandas de las personas y familias usuarias. En el momento de intervención y seguimiento del caso, las personas profesionales del Trabajo Social no solo se encargan de identificar las necesidades que manifiestan las personas y familias, sino que, además, realizan un ejercicio de análisis con las partes implicadas; lo cual, en diversas situaciones, puede dar lugar al descubrimiento de otras necesidades latentes y de difícil apreciación a primera vista. Asimismo, toda la información facilitada, por parte de la persona o familia usuaria, tiene muchísimo valor para conseguir que la intervención en equipo concluya con éxito. No obstante, nunca hay que olvidar que es la persona o la familia la principal protagonista; es decir, es ella quien tiene la última palabra en lo que a la toma de decisiones y el establecimiento de compromisos se refiere.  

En la mayoría de ocasiones, las necesidades planteadas, por las personas o familias usuarias, deben ser atendidas en colaboración con otros agentes existentes en la realidad. Esta coordinación que establecen las personas profesionales del Trabajo Social, ya sea interna o externa, tiene un impacto positivo, ya que puede darse una respuesta completa al problema planteado o subyacente. El efecto de los contactos externos, formales y colaborativos entre entidades, a priori, en un momento puntual, puede llegar a extenderse en el tiempo.  Es decir, son oportunidades para generar espacios de trabajo común, a través de los que, otras personas y familias usuarias pueden beneficiarse.  Asimismo, también favorecen a las propias personas profesionales implicadas, ya que el horizonte de conocimiento del medio, actividades y procedimientos de otras entidades, se amplia y enriquece.  

Finalmente, en el Tercer Sector, medio donde los recursos sociales y económicos no son abundantes; el trabajo en red es sumamente importante para poder avanzar hacia una sociedad igualitaria y cohesionada. Diariamente, el equipo humano y profesional de Trabajo Social de la Fundación Canaria para las Personas con Sordera y sus Familias –Funcasor-, trabaja en red con personas profesionales externas para dar respuesta a las demandas y necesidades detectadas.

Llegado a este punto, hay que agradecer el tiempo, trabajo y la buena predisposición que siempre muestran las personas profesionales; pertenecientes a diversos ámbitos, ya sean públicos o privados, a la hora de generar sinergias.